En Cuba, un catalán que vive entre la nieve y el motocross

Creado: Dom, 15/01/2017 - 15:43
Créditos
Norland Rosendo González
En Cuba, un catalán que vive entre la nieve y el motocross

La Titan Tropic de ciclismo de montaña es una aventura que atrae a campeones de todo tipo. No solo los pedalistas tienen un aval de lujo en competencias internacionales, desde el mismo creador del giro, hasta los motoristas que acompañan a los ciclistas tienen una historia envidiable en diferentes modalidades sobre ruedas.

Excelencias del Motor les contará algunas. Todas las mañanas, una hora antes de que se dé la orden de salida, parten dos motoristas. Uno de ellos es Jordi Rosell, un catalán con tres medallas mundiales en carreras de motocross.
 
De solo observar sus acrobacias, uno se percata de que no es solo de un buen motorista. Sus habilidades, sus destrezas, sus movimientos, lo delatan… Junto a un cubano recorre cada mañana los tramos por los que un rato después irán los ciclistas.

Ustedes son los únicos que conocen exactamente el recorrido y sus características

Bueno de alguna manera sí, porque somos los únicos que hacemos el trayecto un rato antes que los atletas, hay lugares a los que no pueden entrar los jeeps 4x4.

¿Y cuál es la misión de ustedes?

Salimos una hora antes para verificar que el trazado esté según lo previsto; si faltan cintas de las que se colocan para marcar el recorrido, las volvemos a poner, porque a veces los animales o las personas las quitan. Además, si hay que sugerir variaciones en el trayecto nos corresponde a nosotros alertar. A veces, los ríos están muy crecidos y no se pueden cruzar y se deben hacer ajustes en el circuito.

¿Alguna anécdota en ese sentido?

Sí, hubo que hacer un cambio porque los corredores debían pasar por un bosque que habían talado recientemente y estaba obstruido el paso, luego había un pantano muy profundo que nosotros atravesamos con el agua al cuello y las motos flotando, parecía una aventura, solo faltaban los cocodrilos…

¿Supongo que sufran unas cuantas caídas?

Este año no fueron tantas, pero en 2015 sí, había mucho barro por la lluvia, aunque a mí me gusta rodar más con el barro que con el polvo.
Esas son motos muy buenas…

Sí, esta vez las trajeron de España, son de última generación, fabricadas en 2016, están muy bien de neumáticos y de prestaciones.

Me cuentan que eres medallista mundial en pruebas de motocross...

Una semana antes de venir a Cuba triunfé en una carrera, y el año que viene quiero ganar el Campeonato de España y el de Cataluña, y si puedo ser podio en el Mundial, pues mucho mejor. Tengo dos preseas del plata una de bronce en campeonatos del mundo en un tipo de pruebas de motocross, que tienen un recorrido mucho mayor al tradicional.

¿Solo practica ese deporte en España?

No, también enseño a esquiar.

¿Pero cómo es eso?

Son dos cosas muy diferentes, pero las disfruto. Soy profesor de esquí. Ya estoy pensando en el cambio de temperatura cuando llegue a Europa: aquí son 25 grados positivos y allá diez negativos.

Créditos
Norland Rosendo González

Te puede interesar