Los White Truck americanos

Creado: Lun, 28/10/2019 - 15:24
Créditos
Willy Hierro Allen
White Truck de vapor

Comenzaron con motores de vapor en 1899, fabricaron de todo hasta que White Truck terminó en manos de Volvo. Su ADN está en muchos camiones de hoy día.

Allá por 1876, Thomas H. White fundó en la ciudad de Cleveland, Ohio, la fábrica de máquinas de coser White Sewing Machine Company. En 1899, su hijo Rollin Henry White, con ayuda de sus hermanos Windsor y Walter, creó una caldera de vapor automática con la idea de diversificar el negocio de su padre.

Ese mismo año la instaló en un automóvil Locomotive y, en 1900, empezó a fabricar en serie. A pesar de que el negocio funcionaba, a papá White no le interesó, por lo que sus hijos fundaron en 1906 la empresa White Motor Car Company. Para 1910 ya habían producido unos 7 000 vehículos White, entre autos, furgonetas y camiones.   

White Truck

El White A era un auto tipo carruaje que, con el modelo B, se fabricó una furgoneta llamada “Pie Wagon” y, luego, un camión un tanto más grande, de hasta 3 toneladas de carga. Paralelamente, White introdujo el motor de gasolina poco a poco y, en 1914, terminaron con la propulsión a vapor. Asimismo, la producción de camiones fue creciendo y para 1918, ya no se fabricaban automóviles.

¿Cómo eran aquellos camiones White? Primero fueron vehículos contra-incendios y luego, camiones de todo tipo. El motor era de 4 cilindros con válvulas laterales, tenía tracción trasera por cadena y las ruedas de goma maciza. El camión White fue elegido por el Ejército de los Estados Unidos como “modelo estándar”.

White Truck

Para la I Guerra Mundial encargó más de 18 000. La demanda era tan grande, que la nueva empresa White Motor Company, tuvo que dar unas licencias a fabricantes de la competencia para poder cumplir con todos los pedidos militares. Los camiones White llegaron a Europa y se ganaron la aprobación militar, compitiendo contra un amplio abanico de marcas. El Ejército Imperial Ruso también usó camiones White.  

Al finalizar la contienda bélica, White ofrecía toda una gama de camiones, desde 350 kilos hasta 5 toneladas de carga útil. Estos camiones venían con transmisión por cardán y una reductora en el cubo de la rueda trasera, lo que le daba muy buena aceptación. Además, los White tenían fama por su calidad y robustez. 

A pesar de tener en contra su precio, algo más caro que la competencia, la White Motor Company continuó su desarrollo y en 1928, presentaron su nuevo motor de 6 cilindros, el cual montan en un nuevo modelo de morro largo. Al año siguiente, 1929, fallece el último de los hermanos White, que estaba al frente de la compañía.

White Truck

Los accionistas nombran al entonces director de la Coca-Cola: Robert W. Woodruff, quien decide llevar la presidencia de ambas compañías a la vez. Con el propósito de entrar al mercado camiones más económicos, White compró, en 1932, la marca de camiones Indiana, que le permitió ampliar la oferta con una gama más económica.     

Y es que la Gran Depresión estremecía toda la economía. De 1932 a 1934, las marcas White y Studebaker se unieron para resistir. Sin embargo, White no paraba de desarrollarse. Al separarse, se crea la White Motor Corporation Under Robt para fabricar camiones y ómnibus. En 1934 White presenta un motor de 12 cilindros.   

En la segunda mitad de los años 30, White se ocupa de la aerodinámica y contrata al conde Alexis de Sacknoffsky para diseñar una nueva cabina. Las cabinas adelantadas que diseñó Sacknoffsky estuvieron en producción hasta los años 50. Durante la II Guerra Mundial, White se dedicó a fabricar vehículos militares.

White truck

En 1951 se aliaron White y Freightliner, alianza que duró hasta 1974. De esa unión salió el camión de cabina avanzada White-Freightliner, un ícono transportista en las carreteras americanas los siguientes 25 años. También en 1951, White compró la marca Sterling, de camiones pesados y, en 1953 Autocar, la marca americana de camiones más antigua.

En 1957 adquirió Reo, cuyo motor de gasolina con válvulas en cabeza vino muy bien a White y, en 1958 se quedó con la marca Diamond T, la cual volvió a vender en 1971. Las inversiones hechas por una nueva dirección de White, en los 70, la llevaron a la quiebra y, en 1981, fue adquirida por Volvo AB, una empresa sueca fabricante de camiones, ómnibus y equipos para la construcción.        

Créditos
Willy Hierro Allen

Sobre el autor

Fue mecánico y corredor de motocicletas en los años 60, hace periodismo desde 1971 con artículos sobre el transporte terrestre, aéreo y marítimo, es Licenciado en Periodismo desde 1979,  premiado en concursos, coautor de libros, escribió para radio y televisión, publica notas en medios nacionales y extranjeros, dirige publicaciones especializadas.