Eisenberg V8, velocidad en dos ruedas

Creado: Mar, 04/08/2020 - 00:14
Créditos
Willy Hierro Allen
eisenberg V8

La motocicleta Eisenberg V8 es una bestia de dos ruedas: 3000 cc, 480 CV a 10 500 rpm y 362 km/h, creada por el multimillonario Zef Eisenberg.

Cuando el empresario británico Zef Eisenberg construyó con su equipo la motocicleta Eisenberg V8, trabajaba para conseguir otro de sus récords de velocidad en moto. Sí, porque este multimillonario, amante de las motos y de la velocidad, cuenta con cinco récords, entre ellos el logrado con esta motocicleta: “mayor velocidad en el Reino Unido con una naked”,que fue de 362 km/h.

Otros de sus récords de velocidad, todos en moto, son: mayor velocidad punta con una moto de turbina de 376 km/h, y también, por qué no, el del accidente en moto a mayor velocidad de la historia de Gran Bretaña a 320 km/h ¡Y sobrevivió e implantó nuevos récords después! Obstinado el señor, pues no fue su único accidente.

Tiene récords de velocidad en la categoría de motos eléctricas, así como los de velocidad en motocicleta sobre la arena y sobre el hielo. En este le sucedieron accidentes apocalípticos al reventarse los neumáticos por la velocidad. Pero la “cara oculta” de los récords no son solo los accidentes, están también las lesiones.

Sí, porque amén de todos esos motes alegóricos a su valentía, asimismo cuenta con el de “el hombre de titanio”. Es que Zef Eisenberg lleva titanio en la pelvis, las caderas, los tobillos, la clavícula y los hombros. Pero nada, se recuperó a pesar de que los médicos dijeron que “con suerte volvería a caminar”, y se volvió a montar en su motocicleta. 

Te puede interesar: AMB 001: la primera Aston Martín de dos ruedas

El proyecto de la Eisenberg V8 empezó en 2015, pero estuvo detenido un año por el accidente de Zef, quien ya tiene 47 años, sin embargo, volvió a iniciarse y se terminó para que Zef Eisenberg implantara un nuevo récord con ella. Una buena noticia para la Eisenberg V8, es que el famoso creador ProDrive la producirá.

Eisenberg V8

Maxicorp, es una compañía dedicada al diseño y fabricación de piezas de alto rendimiento para todo tipo de vehículos, propiedad deZef Eisenberg, la cual trabajó durante cuatro años para construir la Eisenberg V8, con un nivel de detalle máximo en cada uno de los elemento de esta moto, cuya finalidad era rodar a toda velocidad sin peligro.

Para conseguir potencia y revoluciones por minutos, el cigüeñal tiene un calado a 180 grados, igual que el motor del Ferrari V8. Al mismo tiempo, prescindieron de un eje de equilibrio, minimizando las vibraciones con un embrague contragiro, con el que fue posible aligerar el peso del motor a solo 80 kilogramos, muy liviano para ser un V8.

El propulsor, compuesto por dos motores de las motocicletas Suzuki GSX-1300R Hayabusa, unidos y modificados, generaban mucho calor, lo que requirió de dos radiadores, uno para baja y otro para alta velocidad, que se situaron delante y debajo del motor. ProDrive colaboró con programas de fluidos (CFD) para la aerodinámica.

Te puede interesar: La Superbike Vigo eléctrica es un sueño

Un buen trabajo de ingeniería se hizo en la suspensión trasera, que trabaja con la transmisión. Con tal potencia, se usan cadenas de paso 630, pero se utilizó del paso 530, más ligera, junto a un gran basculante concéntrico, el cual es fabricado por Maxicorp, en aluminio, que pivota directamente en el piñón de transmisión y evitar tensiones en la cadena por el movimiento de la suspensión.

Eisenberg V8

Soluciones para altos rendimientos, a las que hay que añadir las llantas de carbono BST, amortiguadores Nitron, desarrollados especialmente para la Eisenberg V8, los frenos Brembo, de doble disco delante (ISR) con pinzas de seis pistones y disco sencillo atrás con piza de cuatro pistones, tubo de escape Akrapovic con tratamiento cerámico, entre otros elementos.

La Eisenberg V8 tiene 1 650 milímetros de distancia entre ejes y pesa unos 290 kilogramos con su cuadro multi-tubular, construido primordialmente para esta motocicleta. Estos detalles hacen pensar que su precio: 178 000 euros, no luce tan alto. Cualquier motocicleta, hecha a mano y con un fin como ésta: la velocidad, no vale menos. 

📷: https://www.motorpasionmoto.com/

Créditos
Willy Hierro Allen

Sobre el autor

Fue mecánico y corredor de motocicletas en los años 60, hace periodismo desde 1971 con artículos sobre el transporte terrestre, aéreo y marítimo, es Licenciado en Periodismo desde 1979,  premiado en concursos, coautor de libros, escribió para radio y televisión, publica notas en medios nacionales y extranjeros, dirige publicaciones especializadas.