Laverda V6, un sueño italiano

Creado: Dom, 27/05/2018 - 16:57
Autor: Willy Hierro Allen
Laverda V6

Esta máquina marcó una batalla entre marcas japonesas e italianas por la supremacía en los campeonatos mundiales de motociclismo. A mediados de los años 70, la marca italiana Laverda fabricó un arma para derrotar a los japoneses, que dominaban con sus Superbike. El arma fue la V6 de 1000 cc.

Finalizada la II Guerra Mundial, la devastada Europa escogió la moto como uno de sus principales medios de transporte general. Más fácil de construir y de menor consumo de combustible, se fabricaron en diferentes modelos y tipos. También se reanudaron las competencias deportivas de motos y en 1949, se creó el Campeonato Mundial de Motociclismo.

Dominado al inicio por máquinas italianas, los japoneses fueron tomando el control, al principio en los cubicajes más pequeños, hasta que llegaron a la categoría Reina. A mediados de los años 70, Laverda intentó cambiar eso. Fue una marca de tradición en las dos ruedas, fundada por Francisco Laverda en 1949. Ya venía con herencia familiar desde 1873, año en que Pietro Laverda creó su empresa para la construcción de maquinaria agrícola, la cual todavía hoy se fabrica.

Laverda V6

La empresa se organizó como Moto Laverda S.A.S.–Dottore Francesco Laverda e fratelli y empezó con motocicletas pequeñas, pero luego fue aumentado los tamaños y tipos de motos hasta fabricar bi-cilíndricas y tri-cilíndricas de diferentes cubicajes.   

Con el propósito de hacer una motocicleta ganadora en la categoría Reina, la marca contrató al ingeniero Giulio Alfieri, quien provenía de Maserati.  
Con Laverda, Alfieri construyó una V6 de 1000 cc que daba 160 CV, más que suficiente para una Súperbike en esa época. Pero empezó con muchos problemas.

Laverda V6

Como colocó el motor de forma longitudinal, el chasis se retorcía por el efecto giroscópico. Corrigió el problema con un conjunto de embrague que giraba en sentido contrario y contrarrestaba el efecto negativo. Todavía sin dar solución satisfactoria a todas las complicaciones, inscribieron la moto en la carrera de resistencia (24 h) Bol d’Or, Tazón de Oro en español, del año 1978.      

Sobre el autor

Periodista, licenciado en la Universidad de La Habana, hace periodismo desde 1971. Dirige publicaciones especializadas. Escribe sobre transporte terrestre, aéreo y marítimo y trata temas de cultura y turismo. Ha escrito para radio, televisión y prensa plana. Premiado en concursos y coautor de libros. Fue corredor de motocicletas en los años 60 y conoce de mecánica.       

Te puede interesar